Cómo hacer mole

Si quieres aprender a hacer mole, en este artículo te enseñamos la receta del auténtico mole poblano y cómo hacerla. Pero, antes de pasar a ver cómo se hace el mole, ¿sabemos realmente lo que es?

¿Qué es el mole?

El mole poblano es un plato típico de México. Fue creado en la ciudad de Puebla por las monjas del Convento de Santa Rosa. Es bastante laborioso de hacer, pero el resultado es increíble y son pocas las personas que no disfrutan de un buen mole.

Originalmente, el mole contiene gran cantidad de frutos secos y se servía casi siempre acompañando al guajolote. El guajolote es el nombre que se le da en México al pavo. También se solía acompañar este plato con arroz, frijoles y tortitas. Hoy en día se utiliza para acompañar a todo tipo de carnes, en especial el pollo.

Los ingredientes que se utilizan normalmente para hacer mole son: chocolate de tablilla, diferentes tipos de chile, chipotle, jitomates, almendras, nueces, pasas, todo tipo de frutos secos, plátano, pimienta, cebolla, ajo y tortillas. No existe unas proporciones correctas para hacer el mole. Suelen añadirse los ingredientes a ojo.

A continuación vamos a ver cómo se prepara el mole auténtico de Puebla:

¿Cómo hacer el mole?

¿Que necesitas para hacer mole?

Los ingredientes que se utilizan para hacer el mole son varios:

  • 5 chiles anchos secos
  • 3 dientes de ajos asados
  • 5 chiles guajillo secos
  • 1 vaso de cacahuetes tostados
  • 3 vasos de agua
  • Una tableta de chocolate mexicano (alrededor de 90 gramos)
  • Una cucharada de mantequilla de cacahuete
  • Una cucharadita pequeña de azúcar no refinado
  • Una cucharada de caldo en polvo (puede utilizarse las pastillas de caldo que venden en los supermercados)
  • Una cucharadita pequeña de ajo en polvo
  • 20 gramos de almendras
  • Una cucharada de comino en polvo
  • 20 gramos de nueces

 

Instrucciones para hacer mole

  1. El primer paso es cocinar los cacahuetes, el ajo y la cebolla. Para hacerlo, cogemos una sartén y la colocamos en la vitrocerámica a fuego medio. Añadimos los tres ingredientes y empezamos a cocinarlos. Cuando veas que los ingredientes están tostados, retira la sartén del fuego y apágalo. Coge un plato, pon los ingredientes tostados ahí y déjalo aparte.
  2. Ahora cogemos una olla o cazuela que sea honda. Tenemos que poner los chiles dentro, pero antes debemos quitarle los tallos. Cuando los tengamos todos preparados y sin tallos, los añadimos a la olla. A continuación, añadimos el ajo asado, la cebolla y los cacahuetes que hemos tostado en el paso anterior.
  3. Agrega los tres vasos de agua. Tiene que cubrir todo lo que hay en la olla, si ves que con los tres vasos no cubre los ingrediente, echa un poco más hasta que cubra. Cuece todos los ingredientes durante unos 15 o 20 minutos. Si ha pasado este tiempo y ves que los chiles no están suaves, deja que pase un poco más de tiempo. Cuando veas que los chiles están suaves por fin, retira la olla del fuego y apágalo.
  4. Ahora hay que triturar todos los ingredientes. Lo mejor que puedes hacer es pasarlos por la batidora o, si tienes procesador de alimentos, puedes utilizarlo. El caso es que, uses lo que uses, todos los alimentos queden bien triturados. Cogemos los chiles, la cebolla, el ajo y los cacahuetes y los metemos en el procesador de alimentos. Empezamos a triturar hasta que todo quede bien mezclado y los ingredientes estén bien integrados unos con otros. Tiene que quedar una mezcla espesa y suave.
  5. Es el momento de poner esta pasta que nos ha quedado en la misma olla que hemos utilizado en el paso anterior para cocer los alimentos. Cuando tengas la mezcla en la olla agrega los demás ingredientes. Es decir, echamos en la cazuela el chocolate en trozos, la mantequilla de cacahuetes, el azúcar no refinado, el caldo en polvo, el ajo en polvo, las almendras ya trituradas, las nueces también trituradas y el comino en polvo.
  6. Agrega un poco de agua a la olla con todos los ingredientes y remueve. No añadas mucha agua, ya que el mole es una pasta espesa y con una textura cremosa. Remueve de vez en cuando y deja que la mezcla se haga durante 20 minutos a fuego lento. Todos los ingredientes tienen que integrarse bien y le chocolate tiene que tener tiempo de derretirse por completo.
  7. Cuando pase este tiempo y veas que todos los ingredientes están bien mezclados, nuestro mole estará más que listo.

Y ya tendríamos nuestro mole preparado. Si quieres que la receta sea auténtica y tradicional, cuece un poco de arroz, cocina pavo y prepara algunas tortitas. Sírvelo caliente y disfruta de esta receta tan rica y característica de México.

Esperamos que esta receta les haya gustado y la disfruten tanto haciéndola como comiéndola.

http://comidamexicana.about.com/
¿Te ha gustado?
56 usuarios han opinado y a un 85,71% le ha gustado.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.