Cómo curar una olla de barro

Uno de los instrumentos de cocina más antiguos son las ollas o cazuelas de barro. Y es que han sobrevivido al paso del tiempo porque muchos afirman que el sabor de los alimentos es mucho mejor cuando se preparan en estos recipientes. Pero antes de utilizarlas es necesario someterlas a un procedimiento llamado curación. Esto no se debe a que esté rota y tengamos que repararla o curarla.

¿Por qué deben curarse las ollas de barro?

Como al cocinar en ellas serán sometidas a un cambio drástico de temperatura, podrían quebrarse o resquebrajarse. Por ello, es necesario ser curadas. Otra razón es que se ha comprobado que el barro del que se fabrican, al calentarse despide pequeñas cantidades de plomo que contaminan los alimentos. Entonces, al curar las ollas o cazuelas, se cierran los poros evitando que esto suceda.

En vista de cuanto puede repercutir en nuestra salud este hecho, tal vez te estés preguntándote cómo puedes curar una olla de barro. Aquí te dejaremos algunas formas en las que puedes hacerlo.

curar

Cómo curar una olla de barro con vinagre y ajo

  1. Deja remojar la olla 12 horas con agua fría.
  2. Cumplido el tiempo, deja que escurra y sécala con mucho cuidado para evitar que se rompa.
  3. Toma un ajo, quítale la cáscara y frótalo por la parte de adentro de la olla. Esto hará que se fortalezcan sus paredes y que los alimentos que allí cocines adquieran un sabor único y especial.
  4. Luego llena la olla hasta el borde y ponla en el fuego a hervir.
  5. Agrega el vinagre y mezcla.
  6. Deja hervir el agua hasta que esta se reduzca
  7. Apaga la llama y deja reposar la mezcla hasta que enfríe por completo.
  8. Bota el agua y lava la olla con un detergente neutro, es decir, sin olor ni color. De esta manera estará curada tu olla.

¿Viste que no era tan complicado como parecía?… Ahora ya puedes cocinar en ella sin temor a contaminarte o dañar la salud de tus seres queridos. Eso sí, algo que debes tener presente es que si curas tus ollas de esta manera solo podrás cocinar en ellas alimentos salados, ya que adquirirán el sabor del ajo. Recuerda que su sabor es muy invasivo, no querrás dulces con sabor y olor a ajo. Eso no suena para nada apetitoso y mucho menos debe saber así. Pero esta no es la única forma en que puedes curar tus ollas, así que no te desanimes.

Instrucciones para curar una olla de barro

¿Cómo curar una olla de barro con agua?

  1. Sumerge tu olla de barro en un envase con agua, incluyendo su tapa. Esto ayudará a que se cierren sus poros y absorban la menor cantidad posible de agua durante la preparación de tus guisos.
  2. Deja allí la olla entre unas 6 u 8 horas. Durante este proceso comenzarás a notar como se van formando burbujas de aire en la olla y la tapa. Esto quiere decir que los poros se están llenando de agua, o sea, se están cerrando. El proceso está dando resultados.
  3. Concluido el tiempo, saca la olla del agua. Déjala que escurra y sécala con una toalla Así ya estará lista para que la uses y deleites a tu familia con deliciosos guisos y sopas.

El proceso de curación también varía dependiendo si la olla es esmaltada o no. Es importante que también tomemos en cuenta este aspecto.

¿Cómo curar ollas de barro esmaltadas?

Es importante retirar el acabado de brillo de esmalte que le colocan a las ollas de barro porque el sabor y olor que despide al utilizarlas es muy desagradable.

  1. Lo primero que debes hacer es llenar la olla de agua hasta casi llegar al borde y ponla a hervir.
  2. Agrégale una taza de
  3. Añade posteriormente un puñado de sal, y déjala hervir con su tapa para que aproveches y la cures también.
  4. Pasado un tiempo, abre la olla y nota si el agua se ha evaporado. Si esto ha sucedido agrégale agua nuevamente. Repite este proceso 3 veces.
  5. Apaga la llama, bota el agua y enjuaga la olla.
  6. Llénala nuevamente con agua a temperatura ambiente y agrégale bicarbonato de sodio. Mezcla y deja reposar el agua por unos 30 minutos como mínimo.
  7. Vuelve a botar el agua, lávala y déjala escurrir.

Ya estará lista tu olla para que la uses, pero si tienes tus dudas sobre si habrá quedado bien curada, puedes hacer esta prueba muy sencilla:

Pon a hervir agua en ella, déjala reposar y cuando esté a temperatura ambiente, prueba un poco. El sabor te dirá si está bien curada o no. Ya que el agua no miente, no tiene color, olor ni sabor.

Otra manera de eliminar el plomo del esmalte que se le colocan a las ollas es llenándola con una sustancia que precipite al plomo, como la leche.

¿Cómo curar una olla de barro esmaltada con leche?

  1. Llena la olla con leche y ponla a hervir con poca llama por unos 10 o 15 minutos.
  2. Desecha esa leche.
  3. Lava la olla cuando esté a temperatura ambiente y sécala con una toalla seca y limpia. Así de simple y sencillo.

curar

Las otras 2 formas de curar ollas de barro que te dimos, aplican para ollas sin esmalte. Pero existen otras maneras de hacerlo, como  por ejemplo la siguiente.

¿Que necesitas para curar una olla de barro?

Tal vez te preguntes cómo saber que la olla está totalmente curada. La mejor manera de saber si la olla de barro está curada o no es usándola. Sea cual sea el método que hayas empleado para curarla, pon tu olla a hervir con agua caliente para ver si soporta el calor de la cocción.

Esto lo debes hacer antes de realizar cualquier preparación en ella, no después. Ya que si por casualidad no está bien curada, la olla se romperá y perderás los ingredientes de tu platillo.

Si no se rompe entonces habrás hecho todo bien y ya estará lista para poder utilizarla y deleitar a tus amigos y familiares con distintas exquisiteces. Si lamentablemente se rompe, ya no podrás utilizarla para cocinar, pues es prácticamente imposible soldar la grieta. Tal vez, podrías emplearla como macetero para decorar tu jardín o terraza.

Al usar tus ollas de barro debes tomar algunas precauciones para alargar su vida de uso. Es importante que no la golpees estando caliente. Manipúlala con cuidado recordando que, en su caso, las asas se calientan a la misma temperatura de toda la olla. Sí deseas bajarla de la hornilla, y aún está caliente, apóyala sobre una tabla de madera. Nunca sobre el mesón frío directamente ya que por el contraste de temperaturas podría resquebrajarse.

Consejos para curar una olla de barro

¿Cómo curar ollas de barro con grasa?

Quizás este sea el método más común de curado para las ollas de barro. Es preferible que utilices grasa de cerdo para realizar este proceso, aunque también puedes llevarlo a cabo con grasa de ganado vacuno.

  1. Unta toda la superficie de la olla, tanto por dentro como por fuera, teniendo mucho cuidado al manipularla porque se vuelve muy resbaladiza y puede caérsete. Esto se hace para cerrar los poros del barro.
  2. Déjala un día completo o tal vez dos. Cuando vea que la grasa se comienza a agrietar es el indicativo de que el proceso ha terminado.
  3. Para sellar definitivamente los poros, lleva la olla al horno y déjala de 20 a 30 minutos allí.
  4. Lava muy bien la olla con jabón neutro y no uses esponja al hacerlo. Preferiblemente usa una toalla o algo por el estilo.
  5. Déjala escurrir y al estar completamente seca, si está dentro de tus posibilidades, pásale cenizas para quitarle el sabor de la grasa. En sí, no deben ser cenizas de cigarrillo.

curar

También es una opción utilizar la manteca aunque resulta ser más efectiva la grasa.

¿Cómo curar una olla de barro con polenta?

  1. Prepara en otro recipiente una polenta. Y ¿qué es eso?… Quizás te estés preguntando. Simplemente es una especie de guiso de harina de maíz y agua, debe quedarte bien
  2. Al tenerlo listo, viértelo en la olla de barro y déjalo enfriar hasta que se seque totalmente y comience a cuartearse. Se notará a simple vista. Terminado esto, tu olla estará curada.
¿Te ha gustado?
69 usuarios han opinado y a un 84,06% le ha gustado.
3 Comentarios
  1. César olmedo dice

    Hola quiero curar una olla y cazuela para microondas .quiero hacerlo con grasa .a q temperatura pongo el horno de la cocina y cuanto tiempo?

  2. Liliam Guidetti dice

    Todo es muy lindo y todo se puede aplicar. Gracias

  3. Griselda dice

    Buenos consejos, claros y sencillos.
    Gracias!!!

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.