Cada vez más personas se han pasado al mundo vegetariano a la hora de comer y ya no solo por convicción de no querer comer nada que procesa de los animales, sino porque hay personas que prefieren comer frutas y verduras antes que proteínas o hidratos. Así que si quieres hacerte un experto en la cocina vegetariana aprende con estas 10 recetas vegetarianas.

10 recetas vegetarianas

  1. Pizza vegetal.

Que vayas a comer más sano no quiere decir que tengas que prescindir de comida rica, y la pizza es un claro ejemplo, simplemente tendrás que cambiar los ingredientes que le echas, porque será más factible que compres la masa y la prepares a tu gusto, antes que comprarla que seguro que no es 100% vegetariana.10 recetas vegetarianas

Los ingredientes que necesitas son: 2 láminas de masa para pizza; 4 tomates maduros; ajo en polvo; aceitunas negras; y aceite de oliva.

Plancha las láminas de masa para que queden planitas y échales un poco de harina para que la base no se pegue. La base será de pasta de aceitunas y aceite de oliva, así que échalas en la batidora hasta que se quede en una masa y espárcelas por la base de la pizza. Ponemos las rodajas de tomate y echamos un chorrito de aceite de oliva y el ajo. Después de haber dejado precalentando el horno a 180º, mete la pizza durante 25 minutos y ya estará lista para comer.

  1. Albóndigas de berenjenas con champiñones.

Es un plato algo más complejo y tardarás entre 45 minutos y una hora en elaborarlo.

Los ingredientes que necesitas son: 900 gramos de berenjena; 1huevo; queso rallado (parmesano); ajo en polvo; pan rallado; perejil picado; orégano; sal; pimienta; aceite; 200 gramos de champiñones; 100 gramos de cebolla; 1 chorrito de vino blanco; nuez moscada; canela; y 1 chorrito de caldo o leche (puede ser vegetal).

Mete la berenjena en el microondas y deja que se haga durante 30 minutos. Después quítale la pulpa y tritúrala. Añade el huevo, el ajo, el queso rallado, el pan rallado, el perejil, el orégano y échale sal y pimienta. Mézclalo todo en forma de bolitas y échalo a la sartén para que coja color y cuando esté listo sácalo. En la misma sartén sofríe la cebolla con los champiñones y añade un poco de vino blanco para dar sabor. Echa nuez moscada y canela, un poco de leche y hierve durante un minuto. La salsa que estás preparando debes batirla para que sea una salsa más homogénea, vuelve a echarla en la sartén y ahora también echa las albóndigas y el perejil picado. Deja que las albóndigas cojan el sabor de la salsa y después ya podrás servirlo.

  1. Empanada de espinacas y maíz.

En lugar de la conocida de jamón y queso, esta vez se hará de espinacas y maíz.

Los ingredientes que necesitas son: 2 masas para empanadas frescas; 500 g de espinacas congeladas; 1 lata de maíz dulce; 20 g de margarina; 3-4 cucharadas de salsa boloñesa vegetal; y especias al gusto.

Cogemos una sartén y ponemos las espinacas con las especias que hayamos elegido y la margarina. Pasado un poco echamos la lata de maíz y lo dejamos que se cocine hasta que esté bien caliente. Cuando esto esté hecho lo retiramos del fuego. Ahora precalentamos el horno a 200º y masajeamos la masa de hojaldre y le ponemos la salsa boloñesa. Distribuimos el maíz y las espinacas por la masa y echamos de nuevo salsa boloñesa en la otra masa que cierra a los ingredientes. Lo metemos al horno a 175º durante media hora y ya estará listo para comer.

  1. Magdalenas de piñones y queso.

Ser vegetariano no significa dejar de disfrutar de los buenos postres o los desayunos, por eso esta receta tan rica.

Los ingredientes que necesitas son: 1 cucharadita de semillas de hinojo, 1 cucharadita de sal, 150 g de queso Cheddar, 180 g de harina, 1 cucharadita de levadura en polvo, 4 cucharadas soperas de copos de avena, 1 huevo tamaño M, 400 g de zanahoria, 80 g de hierbas silvestres (hierbabuena, ajo silvestre y achillea),125 ml de leche, 100 g de mantequilla derretida y 40 g de piñones.

Lo primero que tienes que hacer es precalentar el horno a 180º durante diez minutos. Mientras se calienta ponemos la bandeja con moldes de papel para que no se les vaya la forma con las altas temperaturas. Después cogemos una sartén y tostamos las semillas de hinojo, después las machacamos con un mortero y las mezclamos con la sal y rallamos queso encima. Lo siguiente que hay que hacer es mezclar la harina con la levadura en polvo y con los copos de avena. Cogemos las zanahorias, las lavamos bien y las pelamos para después mezclarlas con las hojitas de hierbas, el huevo, la leche, la sal, la mantequilla derretida, el queso y las semillas. Después de tener esta masa lo que hacemos es añadir la mezcla de las dos harinas y 2/3 de piñones. Cuando ya esté todo listo echamos la masa en los moldes de las magdalenas y por encima le ponemos queso y piñones. Ahora lo metemos al horno y esperamos media hora.

  1. Hamburguesas de zanahoria.

Prepara un segundo plato de hamburguesas de zanahoria que dejará con la boca abierta a todos tus invitados.

Los ingredientes que necesitas son: 700 gs de zanahoria; 200 gs de cebolla; 1huevo; 3 cucharadas de copos de avena; pan rallado; ajo en polvo; perejil picado; nuez moscada; sal; y pimienta negra.

Cuece la zanahoria en agua hirviendo, ahora tritúrala con la batidora y mézclalo con el resto de ingredientes hasta que quede una masa homogénea. Ahora solo tienes que dejarlo con forma de hamburguesa y cocinarlo a la plancha.

  1. Lasaña.

Todos los platos con carne y que no son vegetarianos puedes transformarlos en ello sustituyendo los alimentos animales por verduras y la lasaña vegetariana es un ejemplo.

Los ingredientes que necesitas son: 375 g de queso tipo cottage; 8 cl de leche; 250 g de masa para lasaña; 200 g de queso rallado; 3 cebollas; 150 g de apio; 2 zanahorias medianas; 2 latas de tomate pelado; 2 cucharadas de tomate triturado; 1 puñado de aceitunas verdes o negras; una pastilla y media de caldo vegetal; 2 cucharadas de albahaca molida; 2 ajos machacados; 1 cucharada de azúcar; 2 cucharadas de aceite de oliva; y sal y pimienta.

Primero limpiamos y picamos muy finamente la cebolla. Después pelamos el apio y la zanahoria y los pasamos por el rallador. Todas las verduras a la sartén con un poquito de aceite para que se hagan. Esperamos un poco y echamos el tomate, con la pastilla de caldo picada y las aceitunas y el azúcar y lo dejamos cocer unos 15 minutos. Después aliña con sal, pimienta y albahaca y deja que se siga cocinando. Mientras esto reposa, mezclamos el queso, la leche, la sal y la pimienta y montamos las capas en una bandeja grande para meter al horno: primero la base, después el sofrito, otro capa de masa y después de queso y leche. Repite ese proceso hasta que te quedes sin ingredientes y para finalizar pon encima otra lámina de masa. Por encima de ella échale la salsa de verduras y un poco de queso y ahora mételo al horno a 225º durante media hora.

  1. Croquetas.

Como en el mundo de la tortilla en el de las croquetas también hay infinidad de posibilidades, por eso aquí está la receta de las croquetas vegetarianas.
10 recetas vegetarianas

Los ingredientes que necesitas son: 6 tallos de apio, 2 cebollas; 2 zanahorias; 175 gr de champiñones (puedes usarlos de lata); 1 cucharada de aceite; 1 cucharada de mantequilla; 75 gr pan integral rallado; 1 pizca de casal y pimienta negra molida; 2 huevos batidos y aceite para freír; y 50 gr de cacahuetes.

Corta muy pequeño el apio, la cebolla, los champiñones y  la zanahoria y sofríelo con un poco de aceite en la sartén. Retíralo del fuego y mézclalo con la mantequilla. En un mortero mete los cacahuetes y mézclalo con el pan rallado, echa sal y pimienta y únelo con los huevos hasta que todo quede como una masa homogénea. Cuando la masa esté fría hacemos la forma de las croquetas, lo pasamos por el huevo y por el pan rallado y lo echamos de nuevo a la sartén, después lo sacamos dejándolo en un papel para que escurra el exceso de aceite y ya están listas las croquetas vegetarianas.

  1. Pimientos rellenos de verduras.

Como entrante antes de seguir abriendo boca con los demás platos puedes preparar unos pimientos rellenos.

Los ingredientes que necesitas son: 2 pimientos rojos; 250 g de bulgur; un calabacín; 2 cebollas; 1 diente de ajo; perejil; sal y pimienta y aceite de oliva.

Cortamos los pimientos de forma longitudinal y los lavamos bien para que no queden pepitas. Cocemos en una olla el burglur con agua y seguimos las pautas que vengan en el envase para hacerlo correctamente. Ahora pelamos y cortamos la cebolla, el calabacín y los ajos en trozo muy pequeños y los ponemos en la sartén a fuego lento con sal y pimienta. Introducimos las mitades de los pimientos a 220º unos 10 minutos y después lo sacamos y rellenamos con las verduras que hemos preparado y el burglur y después de nuevo al horno a 110º por otros 15 minutos más para que termine de hacerse. Cuando lo saques echa perejil por encima y sírvelo caliente.

  1. Batido verde.

Para la hora de la merienda o a media mañana puede que no te apetezca algo muy pesado, por eso aquí tienes una receta de batido.
10 recetas vegetarianas

Los ingredientes que necesitas son: 1 hoja de col kale, un manojito de espinacas tiernas, 1/2 plátano, 1/2 manzana, 1 ramita de apio, 1 cucharadita de semillas de lino, 1 vaso de agua o de leche vegetal.

Primero lavamos todos los ingredientes y después los metemos en una batidora con potencia y lo batimos hasta que todo quede como una masa homogénea. Si nos ha quedado muy espeso podemos echar un poco más de agua o de leche vegetal y ya está listo para ser bebido.

  1. Pastelitos fritos de judías.

Es una receta muy sencilla que no te llevará más de media hora de preparación.

Los ingredientes que necesitas son: 500g de judías verdes, 150g de harina blanca, 3 huevos, 1 cucharada (sopera) de perejil seco, 1/2 litro de aceite vegetal, sal y pimienta negra molida.

Ponemos agua a hervir y echamos las judías durante 25 minutos hasta que queden blandas y cuando esté lo dejamos apartado. Ahora mezclamos los huevos, la harina y el perejil seco y echamos sal y pimienta. Después de la mezcla echamos las judías verdes para completar. Mezclamos todo bien para crear de nuevo una masa homogénea y ahora calentamos de nuevo el aceite. Hacemos unos pastelitos con una cucharada sopera y freímos por 5 minutos. Damos la vuelta a los pastelitos hasta que veamos que están listos y los sacamos, escurriendo el aceite sobrante en un papel absorbente.

¿Te ha gustado?